Asesinato de una Concejal muy querida en Brasil

Asesinato de una Concejal muy querida en Brasil

Marielle Franco, de 38 años, fue asesinada de cuatro disparos en la cabeza cuando se retiraba de un evento feminista en el centro de Río; un coche acorraló el vehículo en el que viajaba, efectuó disparos y huyó; su conductor, Anderson Pedro Gomes, también murió en el acto.
El 16 de marzo la Policía Civil descubrió que la munición con que fue baleada forma parte de varios lotes que se vendieron a la Policía Federal de Brasilia en 2006, y que la munición es original y no fue recargada.
La hipotesis de que el asesinato podría partir de la policía o su entorno cobra fuerza, puesto que el procurador del Ministerio Público Federal de Río de Janeiro José Maria Panoeiro aseguró el 16 de marzo que la forma en que se produjo la muerte apunta a policías como principales sospechosos.
La muerte de esta concejala del izquierdista Partido Socialismo y Libertad (PSOL) provocó una fuerte conmoción en Brasil; el 15 de marzo se registraron multitudinarias marchas de protesta en las principales capitales en las que se clamó para que el crimen no quede impune.
La joven política destacó por su papel en la defensa de los derechos humanos, en especial de las mujeres, los jóvenes negros, el colectivo LGTBI y los habitantes de las favelas.
Desde el inicio de su carrera se mostró muy crítica con la violencia policial y más recientemente con la intervención militar que vive Río de Janeiro
Fuente el Mundo